/ sábado 8 de abril de 2023

Comar debe ser la institución rectora, no el INM: Tonatiuh Guillén

El excomisionado del Instituto Nacional de Migración explica que desaparecer al INM tampoco es la solución para evitar que se violen los derechos de los extranjeros

Desaparecer el Instituto Nacional de Migración (INM), como propuso el padre Alejandro Solalinde durante la reunión que mantuvo el pasado martes en Palacio Nacional con el presidente de la República Andrés Manuel López Obrador, no es la solución para evitar que se sigan violando derechos humanos de los extranjeros que pasan por México para llegar a Estados Unidos. Lo que debe hacerse es fortalecer a la Comisión Mexicana de Ayuda a Refugiados (Comar) y no ceder más a las presiones desde Washington, aseguró Tonatiuh Guillén López.

En entrevista con El Sol de México, el excomisionado del INM accedió a hablar sobre la situación y el futuro del instituto tras el incendio registrado el pasado 27 de marzo en la estación migratoria en Ciudad Juárez, Chihuahua que dejó 40 migrantes muertos, en su mayoría guatemaltecos, y 27 heridos.

Puede interesarte: Migrantes realizan viacrucis frente al INM de Cd. Juárez en Chihuahua

Luego del incendio en la estación migratoria de Ciudad Juárez, Chihuahua ¿cómo queda el Instituto Nacional de Migración?

De entrada con una censura enorme, con un arco de responsabilidad que obliga a que se finquen las causas y causantes de manera clara y se reflexione sobre la eficacia de la actual política migratoria, marcada por un tono severo y militarizado, que nos debe obligar a un espacio de rectificaciones. En el caso concreto de lo sucedido el 27 de marzo debe haber reparación del daño, así como asegurar la no repetición y el no olvido de un evento tan grave.

El presidente López Obrador habla de una reforma al interior del INM que incluye una nueva coordinación, la Coordinación Nacional de Asuntos Migratorios y Extranjería, ¿esta es una solución para el instituto?

No tengo la menor idea de lo que se esté imaginando el Presidente con ese proyecto, no lo conozco y creo que nadie lo conoce. Lo cierto es que en la actual coyuntura se obliga a retomar una iniciativa de reformas a la ley de migración y a la estructura del instituto, pero sobre todo a eliminar lo que caminamos en junio de 2019, que fue el acuerdo de militarización con Estados Unidos. Eso es lo fundamental y del otro lado, cambiar el peso relativo de la Comar como una institución que debe ser central en la atención de la población actualmente en movilidad en México, porque el perfil social de esta población es más de solicitantes de refugio y no de migrantes con otras características sobre todo laborales, como era hace unos años. Entonces, la institución directiva y la ley directiva en su atención debe ser la Comar no del INM.

¿Tendría que desaparecer el INM?

No, no tiene que desaparecer porque cumple funciones necesarias, en la movilidad internacional de personas por supuesto que son imprescindibles instituciones, el asunto son sus formas, su contenido, sus políticas, su dirección pero no es un asunto como desaparecer y ya. Hay que proceder a una reforma sustancial de las funciones, pero eso creo que no está realmente en el contexto de lo que se está planteando ahora. Insisto en que el asunto fundamental es privilegiar la visión y la estrategia y la responsabilidad de la Comar principalmente, no del INM, hay que girar hacia allá.

¿Le alcanzaría el tiempo al gobierno de López Obrador para ello?

Tiempo siempre hay, la pregunta es si hay decisión política, ese es el punto central.

¿Qué debe hacerse con las estaciones migratorias?

➡️ Suscríbete a nuestro Newsletter y recibe las notas más relevantes en tu correo

Vuelvo al punto, si lo mueves a la Comar, desapareces la cuestión de las estaciones migratorias como punto central, que evidentemente habría que reformarlas y darles todo otro concepto, pero si privilegias a la Comar cambias completamente el paradigma y el escenario.

¿Las modificaciones deben estar guiadas por personas como el padre Alejandro Solalinde?

De entrada es un punto fundamental establecer organismos que no tienen capacidad de influir como el Consejo Ciudadano, deberían tener un fortalecimiento de su rol, fortalecer sus capacidades y sobre eso tener una influencia sobre la dinámica de las instituciones y del otro lado francamente no tengo idea, pensando en Solalinde y el Presidente, pero esperemos a ver de qué se trata. Esperemos en qué termina todo esto.

Desaparecer el Instituto Nacional de Migración (INM), como propuso el padre Alejandro Solalinde durante la reunión que mantuvo el pasado martes en Palacio Nacional con el presidente de la República Andrés Manuel López Obrador, no es la solución para evitar que se sigan violando derechos humanos de los extranjeros que pasan por México para llegar a Estados Unidos. Lo que debe hacerse es fortalecer a la Comisión Mexicana de Ayuda a Refugiados (Comar) y no ceder más a las presiones desde Washington, aseguró Tonatiuh Guillén López.

En entrevista con El Sol de México, el excomisionado del INM accedió a hablar sobre la situación y el futuro del instituto tras el incendio registrado el pasado 27 de marzo en la estación migratoria en Ciudad Juárez, Chihuahua que dejó 40 migrantes muertos, en su mayoría guatemaltecos, y 27 heridos.

Puede interesarte: Migrantes realizan viacrucis frente al INM de Cd. Juárez en Chihuahua

Luego del incendio en la estación migratoria de Ciudad Juárez, Chihuahua ¿cómo queda el Instituto Nacional de Migración?

De entrada con una censura enorme, con un arco de responsabilidad que obliga a que se finquen las causas y causantes de manera clara y se reflexione sobre la eficacia de la actual política migratoria, marcada por un tono severo y militarizado, que nos debe obligar a un espacio de rectificaciones. En el caso concreto de lo sucedido el 27 de marzo debe haber reparación del daño, así como asegurar la no repetición y el no olvido de un evento tan grave.

El presidente López Obrador habla de una reforma al interior del INM que incluye una nueva coordinación, la Coordinación Nacional de Asuntos Migratorios y Extranjería, ¿esta es una solución para el instituto?

No tengo la menor idea de lo que se esté imaginando el Presidente con ese proyecto, no lo conozco y creo que nadie lo conoce. Lo cierto es que en la actual coyuntura se obliga a retomar una iniciativa de reformas a la ley de migración y a la estructura del instituto, pero sobre todo a eliminar lo que caminamos en junio de 2019, que fue el acuerdo de militarización con Estados Unidos. Eso es lo fundamental y del otro lado, cambiar el peso relativo de la Comar como una institución que debe ser central en la atención de la población actualmente en movilidad en México, porque el perfil social de esta población es más de solicitantes de refugio y no de migrantes con otras características sobre todo laborales, como era hace unos años. Entonces, la institución directiva y la ley directiva en su atención debe ser la Comar no del INM.

¿Tendría que desaparecer el INM?

No, no tiene que desaparecer porque cumple funciones necesarias, en la movilidad internacional de personas por supuesto que son imprescindibles instituciones, el asunto son sus formas, su contenido, sus políticas, su dirección pero no es un asunto como desaparecer y ya. Hay que proceder a una reforma sustancial de las funciones, pero eso creo que no está realmente en el contexto de lo que se está planteando ahora. Insisto en que el asunto fundamental es privilegiar la visión y la estrategia y la responsabilidad de la Comar principalmente, no del INM, hay que girar hacia allá.

¿Le alcanzaría el tiempo al gobierno de López Obrador para ello?

Tiempo siempre hay, la pregunta es si hay decisión política, ese es el punto central.

¿Qué debe hacerse con las estaciones migratorias?

➡️ Suscríbete a nuestro Newsletter y recibe las notas más relevantes en tu correo

Vuelvo al punto, si lo mueves a la Comar, desapareces la cuestión de las estaciones migratorias como punto central, que evidentemente habría que reformarlas y darles todo otro concepto, pero si privilegias a la Comar cambias completamente el paradigma y el escenario.

¿Las modificaciones deben estar guiadas por personas como el padre Alejandro Solalinde?

De entrada es un punto fundamental establecer organismos que no tienen capacidad de influir como el Consejo Ciudadano, deberían tener un fortalecimiento de su rol, fortalecer sus capacidades y sobre eso tener una influencia sobre la dinámica de las instituciones y del otro lado francamente no tengo idea, pensando en Solalinde y el Presidente, pero esperemos a ver de qué se trata. Esperemos en qué termina todo esto.

Torreón

Retoman programa de Control y Ordenamiento de Carromatos

Iniciará próximamente el plaqueo de vehículos de tracción animal

Local

Ve Gobernador de Coahuila incertidumbre en torno a Agua Saludable

Aun no hay claridad respecto a quien asumirá el costo operativo del sistema

Policiaca

A la alza venta y consumo de vapeadores en secundarias de Torreón

En escuelas públicas y privadas se ha convertido en un negocio

Policiaca

Madre logra juicio contra detenido por la desaparición de su hija tras 15 audiencias

“Hija, escucha, tu madre está en la lucha”, expresó María Guadalupe Pérez Ayala, mamá de la víctima

Local

Se manifiestan ejidatarios en la Procuraduría Agraria de Gómez Palacio

Señalan presuntas irregularidades al interior de esta demarcación que “debería velar por la estabilidad del campo y de los ejidatarios”